Noticias no image

Published on June 25th, 2016

0

La xenofobia de los grandes

Esta publicación es como siempre una observación que quiero compartir, NO es políticamente correcta, es un relato de mis impresiones y experiencias personales sin ningún filtro para hacerlo políticamente correcto porque mi fin no es evitar herir susceptibilidades sino analizar la realidad y los hechos, están avisados.

El Reino Unido votó para salir de la Unión Europea y a pesar de la espiral económica que causó la incertidumbre de muchos, Nigel Farage no puede estar más contento, al mismo tiempo vemos a personalidades como Donald Trump aplaudir la decisión de la gente de Reino Unido… pero… ¿Qué está causando estos cambios políticos tan fuertes?

Posiblemente esta mi observación sea una sobre simplificación de la situación, pero por lo que he logrado leer en los últimos dos años, existe un fuerte descontento con la fuerte migración de extranjeros a países como Reino Unido y Estados Unidos y según lo que observan casualmente las personas nacidas en estos países, es algo que NO desean.

Para resolver un problema primero tenemos que al menos intentar comprender la perspectiva contraria, de hecho, más sano aún comprender todas las perspectivas.

Por un lado tenemos a personas que toda su vida han tenido una cultura y forma de vida que no había sido intervenida de ninguna forma por otras culturas, personas con sus propios códigos morales, normas sociales, perspectivas y formas de ver el mundo, estos individuos esperan que cualquier migrante que aspire a pertenecer a su sociedad se adapte a su forma de vida y adopte sus mismas normas sociales, código de moral y conducta, sin embargo esto NO ocurre así y es algo que para ellos es alarmante, algo totalmente comprensible.

Por otro lado, tenemos a individuos que aspiran a un mejor futuro y que reconocen que en su país de origen un futuro mejor no es posible, por lo tanto, migran a países donde existen mejores oportunidades, sin embargo, NO están dispuestos a abandonar sus costumbres, códigos morales, normas sociales y demás causando sin desearlo una especie de auto marginación que resiste adoptar otra cultura por temor a la alienación.

Como guatemalteco puedo comprender ambos puntos de vista, lo siguiente que estoy por compartirles podrá sonar un poco al discurso de Donald Trump y me molesta un poco, pero es un hecho que vale la pena compartir si se quiere analizar y comprender varios puntos de vista.

Aquí en mi país de origen hace una década y media aproximadamente teníamos una alta cantidad de inmigrantes de El Salvador y Nicaragua, para mala suerte de estos países, los inmigrantes que eran más notorios eran delincuentes comunes, tres veces nos robaron nuestras pertenencias entrando a nuestra casa y cuando se logró capturar a la pandilla que cometía estos delitos se encontró que los cinco eran de El Salvador. Al mismo tiempo muchos de los delincuentes comunes que asaltaban en las calles eran o salvadoreños o nicaragüenses lo que generó cierto repudio a la inmigración de estos países… esto que les comparto me consta porque lo viví en carne propia, si esa experiencia fuera mi única referencia de las personas de estos países tendría una muy mala referencia, sin embargo, con el tiempo conocí a grandiosos amigos tanto de El Salvador como de Nicaragua, personas en el mundo del internet y la tecnología y fue interesante compartirles estas malas experiencias y conocer su punto de vista porque me hizo comprender lo que sucede en EEUU.

He tenido el gusto de viajar en más de un par de ocasiones a EEUU y hecho amistad con muchas personas anglosajonas y me parece tan curioso que me compartieran impresiones similares a las que compartí a mis amigos extranjeros acá, me decían cosas como “pero tú no eres como la mayoría de latinos que vienen aquí”, llegaron al punto de decir en broma que dudaban si era guatemalteco porque para bien o para mal ni sé bailar, ni me gusta la música salsa, ni muero por comerme una tortilla.

Curiosamente cuando de turista fui a conocer el Mall of America en Bloomington, Minnesota, famoso por ser el mall más grande de todos los Estados Unidos, me encontré con una realidad incómoda, en un par de ocasiones fui atendido con una pésima actitud por parte de los empleados de algunos de los establecimientos donde fui a comprar más de algo, según me comentó un amigo estadounidense, es una reacción clásica de resentimiento a extranjeros que llegan a buscar trabajo.

Estas y otras muchas experiencias me hacen comprender hasta cierto punto ambos lados de la moneda, por un lado comprendo que no todos los migrantes van a ser bienvenidos y que los nacionales tienen todo el derecho de decidir quién sí y quién no entra a su vecindario, por otro lado también comprendo que muchos inmigrantes tienen el deseo de superarse y crecer y lo hacen viajando a países más desarrollados o al menos sin los horrores de sus propios países, sin embargo es imposible dejar de hablar del elefante en el cuarto… en efecto existen inmigrantes no deseados tanto en el país al que viajaron como en sus propio país, es innegable.

Otra cosa que es imposible discutir es la historia de los países desarrollados y los sub desarrollados, es imposible negar que la injerencia de potencias foráneas en países ahora sub desarrollados tuvo gran influencia en su estado actual, es imposible negar que la pobreza en el sur del globo vino del saqueo por parte del norte del globo tanto en América como en Europa, desde la época de la conquista hasta los tratados de “libre” comercio que sólo benefician a uno de los sectores… ¿Cómo se puede esperar NO tener inmigrantes de un país que se ha empobrecido? La guerra en Siria es un excelente ejemplo, ¿Quiénes fueron quienes agudizaron la situación al apoyar a los rebeldes sirios que luego se convirtieron en ISIS?

Por otro lado, hay que comprender que por mucho que se crea en la tolerancia a las diferencias y en el espíritu de la diversidad es imposible poder tolerar al intolerante, algo que crea un gran conflicto en los sectores progresistas, feministas y de izquierda cuando se aborda el tema del Islam, los extremistas, repito, recalco y hago énfasis en EXTREMISTAS islámicos, suelen ser bastante intolerantes a conceptos humanistas, en su cultura la mujer vive bajo una fuerte opresión y las víctimas de esa opresión padecen de un fuerte síndrome de Estocolmo porque para ellas esa opresión es algo con lo que siempre han vivido, es hasta cierto punto algo normal en sus vidas.

Entonces, tenemos a ciertos grupos extremistas emigrando a países con otra cultura y exigiendo que su forma de vida sea respaldada en las leyes locales, algo que me parece incoherente, sé que mi perspectiva no será precisamente popular pero personalmente creo que si uno va a ir a vivir a otro país uno debe de adoptar el idioma y culturas de ese país, uno no va a China esperando a que le hablen en español para irse a tomar un atol a la esquina, aún Arnold Schwarzenegger (bendito sea Google por ayudarme a escribir su nombre) quien nació en Austria adoptó por completo la cultura estadounidense y lo demostró en esta peculiar imagen que nos muestra el momento en el que obtuvo su ciudadanía:

5783610_700b_v1

Es por ello que es comprensible que al día de hoy exista tantísima xenofobia en los países de primer mundo, la lógica detrás de la decisión del famoso #Brexit es bajo esa perspectiva bastante comprensible, sin embargo quienes decidieron salir de la Unión Europea no comprenden o no están lo suficientemente informados para comprender que todo derecho demanda una responsabilidad, de que no hay beneficio sin costo y que salir de la Unión Europea NO resolverá sus problemas, al contrario, los agudizará. Por otro lado, la Unión Europea tiene que comprender que los nacionales de cada país deben de tener cierto control o poder de decisión al momento de dejar a alguien vivir y trabajar en su país, PERO al mismo tiempo todas las naciones deberían de tener ese derecho, desde Reino Unido hasta Estados Unidos y desde Guatemala hasta Palestina.

Lamentablemente la situación que tenemos en este momento es que los países que impusieron reglas para beneficiarse terminaron sin querer damnificándose y ahora como no les gustó el juego se quieren salir.





Comments are closed.

Back to Top ↑